Compartir
Con el país como sede por primera vez, el evento científico XXI Jornadas de Genética Forense del Grupo de Habla Española y Portuguesa de la Sociedad Internacional de Genética Forense (GHEP-ISFG, por sus siglas en inglés), inició este domingo con la participación de cerca de 70 científicos, especialistas y funcionarios de las áreas de salud y justicia de una veintena de países de Europa y América.
La apertura de la Jornada, que se extenderá hasta este martes 6 en el hotel Dreams de Bayahibe, estuvo a cargo de la Dra. Marisol De Castro, miembro del Comité Organizador Local de las Jornadas de GHEP-ISFG, quien agradeció a los profesionales y autoridades relacionados con la genética forense su masiva concurrencia a esta convocatoria, donde detalló que se abordarían temas, tales como: la identificación de fluidos, marcadores autosómicos, cromosomas sexuales, ADN mitocondrial, identificación animal, estudio teórico de parentesco a nivel básico, desafío teórico de parentesco, evaluación de análisis de ADN mitocondrial, y expresión y comunicación de la prueba de ADN, entre otros.
De su lado, Lourdes Prieto, presidenta del Grupo de Habla Española y Portuguesa de GHEP-ISFG, destacó la importancia que encierra este evento anual para la promoción de las relaciones y colaboraciones entre sus miembros (este año provenientes de Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, Costa Rica, Chile, Ecuador, España, El Salvador, Italia, Francia, México, Noruega, Panamá, Perú, Portugal, Uruguay y Venezuela),  y reconoció los aportes de Referencia Laboratorio Clínico tanto en la organización de este evento, como a través de su departamento de pruebas de parentesco por ADN, que trabaja en la genética forense identificando restos humanos a solicitud de diversas instituciones.
Como directora ejecutiva de Referencia Laboratorio Clínico, Patricia León señaló que esta entidad forma parte de la comunidad científica que trabaja con la genética forense a nivel mundial, porque cuenta con toda la tecnología que hay disponible en el mercado dentro de esta área y debido a que está avalada por las normativas de credibilidad que certifican las pruebas de parentesco por ADN e identificación humana.
En ese mismo sentido, Francisco Gerdo, director del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (INACIF), reconoció la importancia que encierra el uso de marcadores genéticos con fines forenses dentro del Sistema de Justicia dominicano. Explicó, además, que el INACIF trabaja en colaboración con Referencia Laboratorio Clínico a través de sus tres subdirecciones dentro la medicina forense: la de Medicina Forense, con 65 pericias anuales en evaluación de golpes y heridas, abuso sexual, psicología, psiquiatría y antropología, y autopsia médico-legal; la de Química Forense, con 35 en identificación de drogas y sustancias controladas, toxicología, trazas, ARSON y serología; y la de Física Forense, con 3,000 en huellas dactilares e informática forense.

No hay comentarios

Dejar una respuesta