Compartir
House Of Cards

A poco de que se conocieran las denuncias de acoso en contra de Kevin Spacey , Netflix anunció su decisión de pausar las grabaciones de la sexta temporada hasta nuevo aviso. Lo que siguió fueron más historias de jóvenes que aseguraban que el protagonista de la exitosa serie que cuenta los trasfondos ocultos de la política había abusado de ellos. Fue por eso que la plataforma de streaming y la productora Media Rights Capital decidieron descontinuar el contrato con el actor que le daba vida a Frank Underwood y, de esta manera, que Claire (Robin Wright) quedara como única protagonista.

La sexta (y final) temporada de la serie contará con ocho episodios y, después de muchas idas y venidas, se retomarán las grabaciones de la misma a principios de 2018, según informó Ted Sarandos, el director de contenidos de Netflix.

“Estamos emocionados por poder dar un cierre para los fans”, dijo. “Y también de devolverle el trabajo a todo el equipo que está involucrado en la serie”, que quedó en el aire tras las acusaciones en contra de Spacey. Esta decisiónfue dilatada durante meses y era esperada por todos.

Desde que el director de Media Rights Capital anunció que iban a descontinuar con las grabaciones, se especulaba con que Spacey quedara afuera del programa. El 26 de noviembre, Media Rights Capital anunció que habían extendido su pausa en la producción por otras dos semanas hasta el 8 de diciembre. Ahora parece que el paréntesis continuará hasta principios del próximo año.

Además volvieron a ratificar la medida de cortar todo lazo con Spacey, quien también era productor de la serie. Fuentes habían contado a The Hollywood Reporter que la sexta temporada había sido escrita casi por completo antes de que se el actor de Star Trek, Anthony Rapp, hiciera públicas sus acusaciones contra Spacey, quien según contó el actor hizo avances sexuales indeseados con él en 1986, cuando tenía 14 y Spacey, 26. Al parecer, la producción de los dos primeros episodios ya había sido completada.

Más tarde, el mismo Spacey reveló a través de un comunicado que era homosexual y se internó en una clínica de rehabilitación para tratar su adicción al sexo, el mismo lugar donde ingresó el productor Harvey Weinstein, tras ser denunciado por una docena de actrices de acoso.

Eliminar a Frank Underwood no parece en una tarea imposible, incluso en el libro de Michael Dobbs, en quien se inspiró la serie, el personaje muere. Netflix además decidió no continuar con el estreno de Gore, película protagonizada por Spacey.

La plataforma de streaming sigue así los pasos de Ridley Scott quien decidió eliminar al actor de All the Money in the World. Sin tiempo que perder, Scott convocó a su primera opción para el papel de J. Paul Getty: el ganador del Oscar Christopher Plummer , quien inmediatamente se sumó a la película y comenzó a grabar las escenas originalmente protagonizadas por Spacey.

No hay comentarios

Dejar una respuesta