Compartir

El presidente, Donald Trump, confirmó el miércoles que EEUU reconocerá a partir de ahora a Jerusalén como capital de Israel y ordenó iniciar un proceso de varios años para trasladar allí la embajada estadounidense en el país, al tiempo que llamó a la calma ante las tensiones que ha generado su anuncio.

“He determinado que es hora de reconocer oficialmente a Jerusalén como capital de Israel”, dijo Trump en un discurso desde la sala de recepciones diplomáticas de la Casa Blanca.

Trump defendió que su decisión supone meramente “reconocer algo obvio” que Israel defiende hace décadas y que los anteriores presidentes estadounidenses no quisieron aceptar quizá “por falta de valentía”.

“Esto no es nada más ni nada menos que un reconocimiento de la realidad. Es, además, lo correcto, algo que tiene que hacerse”, argumentó Trump.

No hay comentarios

Dejar una respuesta